¡Blam!

¡BLAM!

¡Blam! El portazo asusta a la mujer. ¿Dónde iba? Su memoria es tan frágil que cualquier sobresalto hace que se le olvide todo. Mira la puerta. Seguro que ese portazo ha sido cosa de sus nietos. Entra en la habitación hecha una furia. ¡Blam! El portazo asusta a la mujer…

_____

Este cuento lo escribí para un concurso de cuentos de nunca acabar. Sí, yo también tuve que buscar lo que era un cuento de nunca acabar en google… Te ahorro la molestia, son cuentos en los que el inicio coincide con el final haciendo un bucle infinito en el vacío cosmico que podría romper la continuidad espacio-temporal… o podría resultar gracioso.

Ni que decir tiene que utilicé el máximo de palabras que permitía el certamen (50), así que no era tan fácil la cosa… Una mujer no suele ser tan breve voluntariamente, por eso no solemos romper con nadie por twitter. Hay que sintetizar tanto que sólo queda una ristra de tacos.

Anuncios

Una respuesta a ¡Blam!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s